ROSA

ROSA

jueves, 4 de agosto de 2011

tributo al angelito Omar Yusef de tres años




primero asestó varias puñaladas a su hija y después intentó deshacerse del cuerpo rociándolo con un líquido similar al ácido sulfúrico.
Iman Omar Yusef, de 25 años, está acusada del asesinato de su pequeña Alia Ahmed Jama, de sólo tres años de edad.

Según publica el diario Daily Mail, los agentes fueron los que descubrieron el macabro hallazgo en el domicilio familiar situado en Birmingham.

El día antes del crimen, los servicios sociales se personaron en la vivienda para realizar un chequeo de la menor. Los trabajadores entonces sostuvieron que la niña parecía saludable y bastante feliz aunque solicitaron a la madre los registros médicos de la joven.

Ahora, Yusef se enfrenta a un tribunal por los hechos. Así, durante la vista, el fiscal James Burbano ha mantenido que se enfrentan a un caso "verdaderamente impresionante".

Burbano ha señalado que la madre cubrió el cuerpo de la menor con bolsas de basura y le había derramado una sustancia parecida al ácido sulfúrico que "había penetrado profundamente" en el cuerpo.

Por todo, el fiscal ha explicado que "es difícil para los expertos especificar con precisión las causas exactas de la muerte" debido al estado del cadáver.

Por su parte, el psicólogo forense James Lucas ha comentado que la niña "presentaba varias decenas de heridas penetrantes de varias formas y tamaños en el pecho". EPF