ROSA

ROSA

domingo, 8 de enero de 2012

John George Haigh asesino en serie



John George Haigh (n. Stamford, Lincolnshire, 24 de julio de 1909 - f. Londres, 6 de agosto de 1949) fue un asesino en serie inglés convicto que durante la década de los 1940 asesinó a varias personas para robar su dinero, comúnmente conocido como el "asesino del baño de ácido" por disolver los cadáveres de las víctimas con ácido sulfúrico.1
Fue arrestado el 20 de febrero de 1948 sospechoso de la desaparición de la señora Durand-Deacon y sometido a juicio el 18 de julio 1949. Aunque Haigh confesó sus crímenes la defensa, pagada por el periódico 'News of the World' a cambio de que Haigh escribiera su historia en exclusiva, intentó que se le declara insano pues Haigh refirió a los psiquiatras frecuentes pesadillas y obsesión por beber sangre de sus víctimas, por lo cual fue llamado "el vampiro de Londres" por la prensa sensacionalista. Así mismo Haigh se comportó irracionalmente en su reclusión incluyendo beber su propia orina delante de los guardias. Pero la fiscalía , con base en informes de los peritos oficiales, consideró que estaba simulando su insanía, que había actuado con premeditación y alevosía movido por la codicia , siendo prueba de ello que intentara encubrir sus crímenes, y que la estrategia del acusado y de sus abogados lo que perseguía era evitar la pena de muerte si lo declaraban loco.1
El 'Daily Mirror', periódico que había insistido en enfatizar que Haigh era un vampiro en una serie de reportajes sensacionalistas, fue demandado por los abogados de Haigh y sancionado por la corte a pagar £ 10.000 y su editor fue condenado a tres meses de prisión por desacatar la orden de no dar por hecho la culpabilidad del acusado antes de que culminara el juicio.2
Aunque confesó haber matado a un total de nueve personas, Haigh fue declarado culpable de los asesinatos de seis víctimas cuyos restos pudieron ser identificados con certeza y condenado la horca, pena que fue ejecutada el 6 de agosto de 1949 en la prisión de Wandsworth