ROSA

ROSA

sábado, 1 de diciembre de 2012

Amanda Todd





Amanda era una chica de solo 15 años. Vivía en British Columbia (Canadá) junto a su padre. Cuando tenía 13 años, entró junto con unas amigas en un sitio web de video conferencia donde una persona anónima la convenció para que mostrara sus senos mientras conversaban en el sitio. Ella asintió hacerlo, sin jamar pensar las repercusiones que sus acciones traerían. Unos meses después Amanda recibió un mensaje en su cuenta de Facebook. Un individuo la amenazaba con entregar la fotos donde aparecía mostrando sus senos a sus padres y amistades del colegio, al menos que ella accediera a enviarle otras fotos más reveladoras. Amanda se negó, y en cuestión de días, el hombre cumplió su promesa y envió las fotos de Amanda a todos sus compañeros del colegio. El infierno de Amanda comenzó ese día. Pronto sus compañeros del colegio comenzaron burlarse de ella y a humillarla públicamente. Amanda no le quedó más remedio que salir de la escuela y mudarse a otra ciudad, esta vez con su madre. Al poco tiempo Amanda comenzó a charlar con un chico de su edad y terminaron teniendo una relación. Resultó que el chico tenía una novia y ella junto a un grupo de sus amigas comenzaron a intimidar a Amanda y a humillarla delante de sus compañeros. De alguna forma las fotos que Amanda se había dejado tomar años atrás resurgieron y fueron utilizadas de nuevo para continuar con el acoso. Desesperada por la intimidación y el acoso, Amanda intentó varias veces suicidarse. La primera vez tomando cloro, la segunda de una sobredosis de pastillas. En el tercer intento desafortunadamente Amanda logró su objetivo y la chica falleció el pasado miércoles. Antes de morir, Amanda dejó un video en Youtube donde solo utiliza unos pequeños carteles escritos a mano para contar su historia. Aquí se los dejo