ROSA

ROSA

domingo, 28 de abril de 2013

Bebé sobrevivió milagrosamente a un aborto

Bebé sobrevivió milagrosamente a un aborto aunque todavía no está registrada, Milagro fue el nombre que médicos y enfermeras escogieron para la bebé de 6 meses de gestación que volvió a la vida luego de que su madre, una joven de 19 años, ingiriera pastillas para suspender el embarazo A las 6:30 de la tarde del martes médicos del Hospital General de Barranquilla, Colombia, atendieron de emergencia a Yulieth Patricia Chamorro Martínez, quien llegó con dolores muy fuertes en el vientre, luego de que, según los galenos, se indujera un aborto. Tras varios minutos de trabajo de parto la mujer expulsó a la bebé, que según el dictamen médico inicial había nacido muerta. “Su pequeño rostro estaba pálido, no tenía signos vitales, el corazón no le latía al momento de nacer”, expresó un enfermero que asistió el caso. Aunque son varias las historias como esta que han atendido, un milagro divino haría que todo tomara un giro inesperado. Envuelta en un paño y recubierta por un papel especial, uno de los enfermeros del Hosptial bajó con la bebé cargada en sus brazos para llevarla a la morgue. Mientras descendía por las escaleras de uno de los oscuros y solitarios pasillos del centro asistencial, un extraño ruido empezó a inquietarlo. “Sentí que la bebé hacía un sonido, pero como iba envuelta en un papel llegué a pensar que era el roce con mis manos el que lo producía, pero el ruido siguió”, relató el enfermero. Al llegar al primer piso, otro grupo de compañeros quisieron ver a la pequeña y extrañados por el ruido, antes de meterla a la morgue, se dirigieron al depósito de cadáveres. Cuando apenas empezaron a soltar el papel que cubría a la bebé ‘muerta’, un llanto los paralizó. “En cuanto le quitamos el papel la criatura como que tomó aire, y de una lloró. Quedamos asombrados había ocurrido un milagro. Por unos segundos nos miramos las caras, pero luego corrimos a la sala de urgencias para salvarla”, siguió relatando el enfermero que pidió reserva de su identidad. Médicos, enfermeras y todo el personal del Hospital se unieron para rescatar a la bebé. Durante casi una hora estimularon su cuerpo y con una lámpara le dieron calor. “Poco a poco su rostro fue cogiendo color, fue asombroso ver ese milagro. Dios actuó ante la mirada de todos los que estábamos en esa sala”, expresó lleno de emoción el enfermero. Tras reanimar a ‘Milagro’, como llaman a la pequeña, todos se pusieron a la tarea de buscarle una Uci neonatal para remitirla, hasta que en el Hospital Universitario Adelita de Char la aceptaron. La otra cara de la historia Mientras en el Hospital se vivían momentos de felicidad por la salvación de una vida, los médicos reportaron el caso del aborto inducido a la Policía y al Bienestar Familiar, que se apersonaron de la situación. En principio la joven Yulieth Chamorro había reconocido haber ingerido unas pastillas, pero luego negó diciendo desconocer que estaba embarazada, pese a tener 6 meses de gestación. La bebé, que permanece en una UCI neonatal es supervisada por un Defensor de Familia. “El proceso es vigilado de cerca y se espera que la bebé sea dada de alta entre dos o tres meses para decidir qué va a pasar con ella”, indicó un vocero del ICBF consultado por la redacción de AL DÍA. Por su parte, Yuliet Patricia Chamorro Martínez, fue dejada a disposición de la Fiscalía por abortar a su hija, acto que constituye un delito en Colombia, excepto en tres aspectos tipificados en la sentencia C 355 de 2006, que dice que no será un delito si el aborto es inducido por ser producto de una violación, una malformación del feto o si corre peligro la vida de la madre. Las razones que llevaron a la joven madre a querer interrumpir su embarazo, se desconocen, así como también a qué se dedica y el lugar donde vive.