ROSA

ROSA

viernes, 26 de abril de 2013

el caso de Marco Antonio Sánchez

Un hombre con antecedentes de homicidio fue aprehendido por policías estatales investigadores ayer por la mañana, luego de que el año pasado violó a dos sobrinas de tan sólo tres y cinco años de edad. El primer comandante de la Policía Investigadora, Nelson Reyes Cruz, informó sobre el arresto de Marco Antonio Sánchez García, de 31 años de edad y quien tiene su vivienda en la calle Guadalupe Victoria, esquina con Arroyo Aguililla de la colonia Atenas Dos. Según el expediente 299/2009, el hombre atacó sexualmente a dos de sus sobrinas el pasado 12 de diciembre del 2008 en una vivienda de la misma colonia, por lo que se le integró una averiguación por el delito de equiparado a la violación calificada con abuso de confianza. Las menores revelaron a sus padres la agresión sexual que sufrieron por parte de su tío y éstos decidieron interponer una denuncia para que lo aprehendieran. Finalmente, en el mes de julio, un juez liberó la orden de aprehensión y ayer fue cumplimentada mientras Marco Antonio Sánchez García deambulaba por las calles de la colonia Atenas Dos. Sánchez García tiene antecedentes, estuvo internado en el Cereso por un periodo de diez años, desde 1994 hasta 2004, luego de que en ese año, el 20 de septiembre, privó de la vida a un capataz del rancho El Porvenir del municipio de Juárez y lo enterró lejos del predio. El hombre confesó su delito luego de que la Policía inició una investigación y fue encarcelado por el delito de homicidio calificado. En sus declaraciones hechas ante el juez, el hombre aceptó asesinar a su capataz, ya que lo tenía fastidiado por las enormes cargas de trabajo que le delegaba. Aunque el hombre fue sentenciado a pasar 17 años en prisión, recuperó su libertad en el año 2004 cuando alcanzó una preliberación.